“Por la pinta te saqué”: Primeras Impresiones y cómo gestionarlas

¿Alguna vez os ha pasado que habéis conocido a alguien y desde el primer momento habéis dicho: “A mi no me cae bien esa persona”?

Eso es una primera impresión y normalmente, las impresiones van asociadas a prejuicios, informaciones basadas en estereotipos o creencias comunes. A continuación os expongo algunos factores asociados a las primeras impresiones:

  1. Asociados al perceptor:

Dependen de la motivación que nos guíe a la hora de conocer a alguien, es decir, ¿buscamos una impresión global lo más exacta de la persona o simplemente algún detalle de la misma?

De nuestras expectativas, ¿nos guiamos por estereotipos o nos basamos en la información que tenemos de antemano de la persona? Ej.: Nuestro futuro jefe es Nórdico y todos sabemos que esa gente es muy fría y poco cercana, seguro que el trabajo será un suplicio.

De la familiaridad. Si hemos visto a esa persona previamente en otras situaciones, habrá una mayor atracción hacia ella si la situación asociada era positiva o neutra. Esto se conoce como el efecto de la mera exposición, Zajonc 1968).

Del valor del estímulo: Si vemos de forma positiva a alguien en un rasgo, por ejemplo nos “gusta” porque sabemos que es runner y nosotros también, tendemos a asociarle más rasgos (características de personalidad) positivas, esto se conoce como efecto halo.

  1. Asociados a la persona percibida:

Cuando conocemos a alguien intentamos crear una impresión en esa persona por lo que, de forma consciente o inconsciente, regulamos la información que le transmitimos al perceptor. Es decir, podemos buscar:

  • Influir en la conducta del perceptor, para evitar un castigo u obtener un beneficio, por ejemplo.
  • Congraciar con el otro y nos mostramos conformes a las expectativas del perceptor.
  • Intimidar al otro para mostrar nuestro poder sobre esa persona.

3. Asociados al contenido de la percepción:

  • Efectos de orden: Se ha encontrado mayor apoyo al efecto de primacía, es decir, en un mensaje interpersonal nos influye la primera información dada.
  • Los mensajes negativos se recuerdan mejor que los positivos.
  • La información más peculiar se recuerda mejor que la redundante.
  • El aspecto del interlocutor.

 

Estos son algunos factores por los que nos vemos influidos, ahora vamos a centrarnos en un caso y en explicar ¿Cómo puedo manejar la primera impresión?

Caso: “Tu amiga quiere presentarte a su pareja, es muy importante para ella que le reconozcas que su novio es guapo, inteligente y que la quiere como a nadie. Pero tú ya sabes que él es Catalán y a ti los catalanes no te caen bien, tienen fama de tacaños y por lo tanto a tu amiga no debe de cuidarla con detalles.  (Prejuicio) Además, tu amiga te habla tanto de él que ya le aborreces sin haberle conocido. Llegó el gran día y tu primera impresión es que su novio es un desarrapado, ¡vaya pintas! con lo elegante que es tu amiga. Entonces, ya empiezas a hacer más valoraciones a cerca de la personalidad de la pareja de tu amiga. ¡Y encima te ha saludado con un “´¿Qué pasa?”, pero eso qué es (Primera impresión).

Pregunta: ¿Cómo hago para no dejarme llevar por la primera impresión y los prejuicios? prejuicios

a) Identifica cuándo te guías por tu primera impresión y prejuicios: Ahora ya sabes que nos guiamos por las primeras impresiones, entonces, estás listo para pregúntate: ¿Si no conozco a esta persona,  por qué me cae mal?  Una vez que lo sabes…

b) Ponte en su lugar: Quizá el novio de tu amiga, quien le ha comentado que es muy importante para ella que te conozca, se encuentre nervioso porque es su primer reconocimiento social como pareja y te ha saludado con un “qué pasa” cuando le hubiese gustado decir: “Hola, encantado de conocerte, ¿Cómo estás?.” Quizá con este tipo de saludo tus defensas hubiesen bajado un poco y no te importaría tanto darle una oportunidad para agradarte.

c) Pregunta si no sabes. Si tienes alguna duda es mejor resolverla que dejarte llevar por tus propias divagaciones para responderte por qué actúa de esa  manera. Sabemos que si preguntamos obtenemos respuesta.

d) Y finalmente lo más importante, acepta a los demás como son. Las personas no son cómo a ti te gustarían que fuesen. Incluso tú quieres un tipo de novio para tu amiga, pero quizá ella es feliz con una pareja catalana y que no viste como tú crees adecuado. (Sin ofender a nadie)

¿LO INTENTAS?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s